Ilusión en Mestalla

Negredo

Bajan revueltas las aguas en Valencia pues dicen que un Tiburón se ha colado a orillas del Turia, pero lejos de hacer saltar las alarmas y dejarse llevar por el pánico, en Mestalla están encantados, porque el problema lo tienen los demás. Al filo de la medianoche, en los últimos minutos de ese día que en Inglaterra llaman Transfer Deadline Day, llegó precisamente de la Premier uno de los fichajes importantes del verano: Álvaro Negredo es nuevo jugador del Valencia procedente del Manchester City, cedido con opción de compra de 25 millones más variables.

La ilusión ha regresado a Mestalla tras unos años en los que la afición se mostró crítica con la gestión y con el equipo: la hinchada ché nunca fue fácil de contentar y ya hubo críticas incluso cuando el equipo entraba siempre en Liga de Campeones con Unai Emery, pero peores fueron los años siguientes, de 2012 hasta la actualidad, en los que el banquillo valencianista vio desfilar a Pellegrino, Valverde, Djukic y Juan Antonio Pizzi. Sin embargo, la llegada del empresario singapurense Peter Lim ha cambiado el panorama blanquinegro y la estabilidad parece volver al club tras unos años convulsos. No eran pocos los que desconfiaban de su proyecto, pero hasta el momento, Lim está cumpliendo a base de fichajes.

El Valencia ha procurado reforzarse en todas sus líneas a lo largo de todo el verano con fichajes conocidos como los de Otamendi o el campeón del mundo con Alemania, Shkodran Mustafi, además de otros futbolistas portugueses más conocidos por Nuno Espirito Santo, su nuevo entrenador, y jóvenes promesas como Zuculini, también cedido por el City, o De Paul. Sin embargo, el último de todos ellos fue la bomba del mercado valencianista. Sonaban nombres como los del colombiano Jackson Martínez o el centrocampista Enzo Pérez para sumarse a la disciplina ché en el último día de mercado, pero fue finalmente Negredo quien desembarcó en el Turia.

Para ello parecía condición sine qua non que el City se hiciera con los servicios de Falcao para cubrir la delantera citizen, pero el Tigre arribó finalmente a casa de los vecinos de Manchester. No obstante, en el Etihad Stadium convencieron a Pellegrini de que el ataque estaba bien provisto con Džeko, Agüero y un renacido Jovetic tras un primer año complicado, y el Tiburón pudo finalmente fichar por el club ché: cedido con opción de compra obligatoria de 25 millones que podrían ser más si el Valencia se clasifica para la Champions. Una fórmula que los clubes se han inventado para salvar las restricciones del Fair Play financiero.

Falta ver ahora cómo Nuno encaja las piezas a su disposición. En un año, la delantera valencianista ha pasado de tener a Jonas, Postiga, Pabón y Vargas a contar con Negredo, Alcácer, nuevo integrante de la selección, y otro de los fichajes, el internacional sub 21 Rodrigo. En las dos primeras jornadas Nuno ha jugado con un solo delantero, veremos si cambia ahora de sistema.

Hasta hace dos años fue Soldado, que coincidió con Negredo en la cantera madridista, el encargado de marcar los goles en Mestalla, ahora será su antiguo compañero. Ambos hicieron las maletas rumbo a Inglaterra el pasado año y a Negredo le fueron las cosas bastante mejor al principio, pero el exsevillista acabó la temporada en el banquillo como suplente de Edin Džeko. Ahora Negredo refuerza a un Valencia al que no habrá que perder la pista, al igual que a un Athletic de Champions, un Sevilla campeón de la Europa League y un Atlético campeón de liga y subcampeón de Europa. La Liga no es sólo cosa de dos ni de tres equipos, una grata noticia.

Sobre el autor Ver todos los posts Web del autor

Gabriel Caballero