La mejor vuelta del Espanyol

vasco aguirre

No acaba de terminar la primera parte de la liga ni la temporada misma, pero el Espanyol acaba de concluir su propia vuelta: fue un 25 de noviembre cuando el conjunto blanquiazul caía en casa ante el Getafe y no hacía sino confirmar el calamitoso arranque liguero que lo había llevado a cerrar la clasificación, con sólo dos victorias y tres empates en 13 partidos. Aquello significó la destitución de Mauricio Pochettino y la contratación de Javier Aguirre como nuevo técnico espanyolista. El pasado domingo, el Espanyol jugaba en casa del Getafe con lo que completaba el ciclo, desde el cambio de técnico, ante todos los equipos de la Liga BBVA, y la victoria por 0-2 no fue una más: con 43 puntos, los Pericos alcanzan esa barrera que raramente no otorga la permanencia y completa un ciclo de 19 partidos en los que sólo Barcelona, Real Madrid y Real Sociedad han acumulado más puntos que el conjunto barcelonés.

Con nueve victorias, siete empates y sólo tres derrotas, el Espanyol ha logrado 34 puntos desde que el Vasco Aguirre se hiciera cargo del equipo, los mismos que el Atlético, tres menos que la Real Sociedad y a once y trece de los inalcanzables Madrid y Barcelona. Con esos 34 puntos más los nueve de Pochettino, el club se permite ahora pensar en Europa cuando parecía que ésta iba a ser una temporada para el olvido, y es que a falta de seis partidos para el final de la temporada, con quince puntos sobre el descenso y a siete de la zona europea, ya sólo queda intentar la hazaña continental o bajar los brazos y esperar a que lleguen las vacaciones con la tranquilidad del deber cumplido.

No iba a ser ésta una temporada sencilla para el club catalán: la marcha de jugadores importantes como Javi Márquez, Álvaro Vázquez, Weiss, Dídac o Coutinho y los pocos ceros en caja para reponer piezas vaticinaban o bien una nueva y acertada apuesta de Pochettino por la cantera o una temporada para apretar los dientes. Tras la marcha de Guardiola del Camp Nou, el argentino se había convertido en el técnico más longevo de la liga, pero sólo 13 partidos pudo disfrutar de tal condición. Pocos confiaron en la apuesta en el relevo, la de un Javier Aguirre que había desgastado crédito tras su última etapa en la selección mexicana y en el Zaragoza. Los comentarios entonces me recordaron a los que se escucharon tras la contratación de Lotina el pasado año por el Villarreal: este equipo ya está en segunda y similares. Nada más lejos. El Espanyol ha logrado de la mano del técnico mexicano una magnífica racha de resultados sacando el máximo de una plantilla que parecía daba para lo justo.

No ha tenido tanto espacio la cantera este año como en anteriores, pero las circunstancias apremiaban y sólo el asentado Javi López o Víctor Álvarez han jugado con regularidad. Con Sergio García recuperando sus mejores días, aquellos que lo llevaron a la Eurocopa de 2008, Verdú impartiendo en el centro del campo la clase habitual, Colotto mostrando ser un buen fichaje formando con Héctor Moreno una solvente dupla central en la zaga, Stuani demostrando que, a pesar de no ser precisamente un estilista, cumple allá donde va, el guardameta Casilla asentándose en el equipo o viejos rockeros como Capdevila y Simao tocando sus últimos acordes, el Espanyol estará el año que viene de nuevo en la máxima categoría, muy posiblemente con Javier Aguirre renovado.

Sobre el autor Ver todos los posts Web del autor

Gabriel Caballero